Interactuar con niños como terapia contra el alzheimer

677

El programa A toda luz reúne a pacientes con niños en las aulas de la escuela Charlie Rivel de Coslada.


La escuela infantil municipal Charlie Rivel y el AMPA del centro están desarrollando junto a la Asociación de Familiares y Enfermos de Alzheimer (AFA) un interesante programa intergeneracional para estimular las capacidades tanto de los enfermos, como de los niños y niñas a través de la luz.

El objetivo del programa A toda luz es estimular los sentidos de pequeños y mayores a través de experiencias visuales, sensoriales y/o auditivas, mediante la observación y el juego libre, promoviendo al mismo tiempo la interrelación entre generaciones y una relación afectiva entre el mayor y el niño.

Mediante la luz, se vivencia una constante búsqueda de relaciones, emociones y sensaciones. La luz hace preciosos a los materiales más comunes y da a los objetos un halo especial que causa gran fascinación. Si los niños y los mayores tienen la posibilidad de tener al alcance esta herramienta, intervienen sobre la luz de muchas formas.

Se trata de desarrollar la psicomotricidad fina y la percepción oculomanual, fomentar la creatividad, distinguir conceptos tales como los números, los animales, o los colores y estimular las capacidades cognitivas, físicas y funcionales.

De esta forma se mejora la calidad de vida de las personas mayores, evitando el aislamiento social y promoviendo su vitalidad, autoestima y motivación. se desmitifican las dificultades que pudieran surgir entre niños y mayores afectados por la enfermedad de Alzheimer en torno a la comunicación mediante el recurso del juego.

1 Comentario

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.