La Comunidad de Madrid sigue sin construir el nuevo centro que prometió a Coslada en el Plan Prisma de 2009.
Viveros durante la visita a la escuela Charlie Rivel. (Ayto)

Hoy ha comenzado el curso escolar y los alumnos de la escuela Charlie Rivel siguen sin estrenar colegio. Los 170 niños vuelven a dar clase en aulas y pasillos agrietados, a pesar de que ya en 2008 el Ayuntamiento de Coslada cedió una parcela en el barrio del Puerto para que la Comunidad de Madrid construyese un nuevo centro. Como contempló en el plan Prisma 2008-2011.

La licitación ni siquiera se ha llevado aún a cabo, según ha criticado hoy en la presentación del nuevo curso Ángel Viveros, alcalde del municipio. «No es casualidad que hayamos venido a la escuela Charlie Rivel a inaugurar el curso. Nos hubiese gustado estar en la Charlie Rivel, pero en la nueva», ha dicho el alcalde.

Los problemas del edificio se detectaron en 2008, cuando los técnicos municipales realizaron un estudio en el que se determinaron inconvenientes relacionados con la cimentación del inmueble.

Desde ese momento Coslada ha reclamado la construcción del nuevo edificio. En 2016, Viveros se reunió con la presidenta Cifuentes y consiguió la promesa de que la escuela sería una realidad en este curso.

Escuela Charlie Rivel de Coslada
Una de las cuatro aulas de la escuela Charlie Rivel de Coslada.

La reclamaciones han continuado desde entonces. La última en enero de 2017, cuando Coslada recibió la visitá del portavoz del Partido Socialista en la Asambles de Madrid, Ángel Gabilondo. Que prometió trasladar al Gobierno regional la urgencia de la situación.

Los presupuestos municipales de 2017 han incluido una partida de 200.000 euros para dotar de cuatro nuevas aulas a la futura escuela, ya que el incremento del número de alumnos ha hecho insuficiente el espacio que contemplaba el proyecto inicial del futuro colegio. Una partida propuesta por Somos Coslada, según explican en su página web.

El primer edil no descarta la opción de volver a reunirse con la presidenta para instarla a llevar a cabo la construcción.

Este año se han destinado 400.000 euros para gastos de educación, pintándose prácticamente la totalidad de los centros educativos de Coslada. «No es una competencia del Ayuntamiento, más bien de la Comunidad de Madrid, pero el Ayuntamiento hace sus deberes y los de la Comunidad de Madrid», ironizó el alcalde.

Viveros también ha aprovechado el primer día de curso para reclamar a la Comunidad el final de los trabajos de ampliación de la escuela William Shakespeare del barrio del Puerto, cuya construcción se aprobó en 2014.

La última fase pendiente contempla la incorporación de nueve nuevas aulas, pero los prespuestos del Gobierno regional no la han incluido una partida destinada a los trabajos, por lo que se ha tramitado una enmienda para que lo haga. Habrá que esperar aún dos años.

Hoy han empezado las clases de Infantil en cinco escuelas de Coslada 679 alumnos de entre 0 y 3 años. Los alumnos de primaria y secundaria lo harán el próximo lunes.

Nuevas grietas instan a Viveros a resolicitar el traslado de la escuela Charlie Rivel

No hay comentarios

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.