Tampoco derribará la vieja estación, que el Ayuntamiento quiere que siga funcionando como paso peatonal.

Antigua estación tren Coslada
Estado en el que se encuentran las escaleras mecánicas, sin funcionar desde hace años.

ADIF no se hará cargo de la construcción de una nueva pasarela sobre las vías del tren. Será el Ayuntamiento el encargado de llevar a cabo el proyecto, que actualmente está en proceso de redacción y cuenta con un presupuesto de alrededor de 300.000 euros.

No se conocen los plazos de ejecución, pero una vez redactado el proyecto habrá que licitarlo y someterlo a la normativa del sector público, lo que podría llevar años. Cabe recordar que la futura pasarela ya se contemplaba en el Plan de Ordenación Urbana de 1995.

Lo que si se conoce es la ubicación de la futura pasarela, que conectará las calles Aeropuerto y Luis Braille.

Ante la “dejación de funciones mostrada por ADIF en el caso de la otra pasarela situada en la estación de Coslada Central y que puede suponer un peligro e inseguridad para los usuarios, impulsaremos la construcción de otro paso elevado para los residentes en esta zona de nuestra ciudad”, explicó la concejala de Urbanismo Charo Arroyo el pasado mes de noviembre.

Arroyo se reunió con ADIF a finales de año para tratar la situación de abandono en la que se encuentra la antigua estación, cuyo derribo ha solicitado el Ayuntamiento a lo largo de esta legislatura.

Las dependencias se encuentran en un estado de abandono que están generando “problemas de inseguridad e insalubridad” en los barrios cercanos, como el Centro y Parque Blanco.

ADIF ha descartado por el momento el derribo de las instalaciones, pues, según explica el comunicado, tiene un coste de 4 millones de euros.

Arroyo solicitó a ADIF que elimine las escaleras mecánicas y las sustituya por una rampa de acceso desde la calle de Luis Braille. También se ha solicitado la mejora de la iluminación del paso actual.

El Ayuntamiento también ha solicitado que ADIF ceda la gestión del paso al Consistorio una vez que esté arreglado para garantizar que esté siempre en buenas condiciones de uso. Si finalmente ADIF cede el paso al Ayuntamiento, la ciudad ya contaría con cuatro pasos para cruzar las vías: el de la avenida de España, el de la estación abandonada, el futuro paso de Luis Braille-Aeropuerto, y el paso de la avenida de la Constitución.

No hay comentarios

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.