Apenas pasaban ocho minutos después del comienzo del pleno extraordinario para la votación de los Presupuestos Municipales de 2016, lo que suponía una de las sesiones plenarias más importantes del año.

Tenía entonces la palabra el alcalde-presidente Ángel Viveros: “Se han presentado una serie de enmiendas que esta Alcaldía-Presidencia va a inadmitir”. Daba así paso a la intervención del secretario del Ayuntamiento para que éste expusiese las justificaciones legales que la Alcaldía-Presidencia aportaba para no admitir las enmiendas que los partidos de la oposición habían presentado en bloque a los presupuestos.

Una de estás justificaciones, según lo expuesto por el secretario, es que “no para todos los acuerdos en el pleno se pueden presentar enmiendas, sino que en ocasiones deben exigirse unos informes previos que avalen esas enmiendas”.

La oposición abandona el pleno de Presupuestos Municipales 2016 Coslada
Momento en el que los populares se levantan de su bancada. A la izquierda, concejales de Somos abandonando la sala.

También, explicaba el secretario, es acorde a la ley que los presupuestos puedan aprobarse en Junta de Gobierno cada dos años. Las enmiendas, según ha explicado la portavoz de Somos Coslada, Virginia Robles, instaban al Ejecutivo municipal a retirar los presupuestos y elaborar unos nuevos, así como cambiar el destino de algunas de las partidas.

“Estas enmiendas continuaba el secretario podrían incurrir en fraude de ley porque podrían impedir que se proceda a la siguiente fase” en caso de que el pleno no aprobase los presupuestos. Es decir, que los presupuestos fuesen votados en Junta de Gobierno, donde el Ejecutivo local tiene mayoría.

Finalizaba su intervención el secretario fallando que “el sentido jurídico es que no se puedan admitir”.

Comenzó entonces el revuelo y las recriminaciones de los concejales de la oposición por la imposibilidad de debatir sus enmiendas. Viveros les recordó entonces que tienen otras vías para expresar su opinión. “La vía es el pleno”, le reprendía el popular Francisco Javier Becerra, visiblemente indignado mientras recogía sus papeles.

Vídeo del abandono del pleno por la oposición (minuto 7)

En ese momento ya se estaban levantando buena parte de los concejales, que seguían la pauta de Virginia Robles y la popular Mariluz Gómez, levantadas sendas al unísono. Los ediles socialistas se quedaban estupefactos ante la espantada de concejales. En especial el alcalde, cuya expresión revelaba una perplejidad importante.

Ante la ausencia de concejales, el alcalde decidia posponer media hora la sesión plenaria.

Ya fuera de la sala, y en una insólita escena, los concejales de la oposición se reunían en corrillos para acordar el siguiente paso. Este no ha sido otro que la emisión de una nota de prensa firmada por todos ellos (PP, Somos, IU-CM, Ciudadanos, ARCO).

Los concejales de la oposición reunidos en el exterior del salón de plenos.
Los concejales de la oposición reunidos en el exterior del salón de plenos.

En el escrito la oposición en bloque asegura que “las enmiendas fueron presentadas en el registro del ayuntamiento el día 6 de abril de 2016 con el tiempo suficiente para que se hubieran emitido los informes necesarios”. También destacan el hecho de que todos ellos hayan conseguido “llegar a un acuerdo” para presentar las enmiendas en grupo y que el Gobierno municipal haya sido “incapaz de alcanzar ningún acuerdo con grupo alguno”.

El comunicado también insta al Gobierno ha esforzarse por llegar al entendimiento con el resto de los grupos: “Un gobierno formado por seis concejales de 25 tiene la obligación de buscar acuerdos con el resto de grupos en todas las materias que afecten a la vida del municipio”, escribe.

Pedro San Frutos (IU-CM), Virginia Robles (Somos), Raúl López (PP) y Bernardo González (C`s) charlando momentos después de abandonar el salón de plenos.

La respuesta del Gobierno de Viveros no se ha hecho esperar. En su contracomunicado, los socialistas ponen énfasis en que la oposición, “tan distanciada ideológicamente”, haya sido capaz de ponerse de acuerdo para “boicotear un proyecto de presupuestos que permitirá a Coslada avanzar en aspectos como escena urbana, servicios sociales, formación, empleo o igualdad”.

Además acusan a los populares de “cinismo político” porque los mismos argumentos legales fueron esgrimidos por el PP para aprobar sus presupuestos por Junta de Gobierno los presupuestos de 2014.

Según el escrito, el Ayuntamiento ha mantenido contacto los últimos cuatro meses con el resto de los partidos políticos, en especial los que apoyaron su investidura, para alcanzar acuerdos en los presupuestos, y éstos “no han presentado ninguna alternativa ni propuesta durante esos meses”.

Por último, el Gobierno local ha recordado su posición: “En ningún caso este equipo de Gobierno permitirá que se impongan presupuestos desde la oposición. Si desean hacer presupuestos que lo hagan sumando una mayoría desde el equipo de Gobierno”, concluye.

Acorde a la ley, la sesión plenaria se ha pospuesto 48 horas. Tendrá lugar este sábado a las 10 horas.

(Actualización sábado 9 de abril: El pleno ha quedado pospuesto a la espera de nuevas reuniones entre los partidos)

Nota de prensa oposición (pdf)
Nota de prensa Ayuntamiento (pdf)

No hay comentarios

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.